Tag

descarbonizacion archivos - Foro Iberoamericano

Fundación Hidrógeno Argón

Aragón recibirá el 25% de los fondos del PERTE del Hidrógeno

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

La Fundación Hidrógeno Aragón lidera la investigación nacional tras 20 años de funcionamiento

Aragón da un nuevo paso como actor clave en el desarrollo del llamado petróleo del siglo XXI, de hidrógeno verde. Lo ha hecho gracias a una inyección de 37 millones de euros de fondos públicos para cuatro proyectos en las localidades zaragozanas de Caspe, La Zaida, Morata de Jalón y Zuera.

La cuantía forma parte de una de las líneas de apoyo que aglutina el Perte Erha, el proyecto estratégico para la recuperación y la transformación económica de energías renovables, hidrógeno renovable y almacenamiento. Se trata de la segunda convocatoria del programa de incentivos a proyectos pioneros y singulares de hidrógeno renovable (H2 Pioneros), que gestiona el Instituto para la Diversificación y Ahorro Energético (IDAE), y de la que Aragón ha sido la que más dinero se ha llevado con una cuarta parte de los fondos que se repartían (el 24,6% de los 150 millones asignados).

«Queremos mantener y reforzar la posición de liderazgo de nuestra comunidad de tal forma que el hidrógeno sea una fuente más de competitividad para nuestras empresas y de atracción de inversiones a nuestro territorio lo que se transformará en mayor dinamismo económico, más empleo y más riqueza», apunta Mar Paños, directora general de Promoción Industrial e Innovación del Gobierno de Aragón. Esta apuesta queda reflejada en el hecho de que en el próximo presupuesto el Gobierno ha aumentado la ayuda que se otorga a la Fundación Hidrógeno Aragón para que pueda servir de apoyo y palanca de más proyectos innovadores en colaboración con otras regiones y/o empresas europeas y que puedan seguir colaborando en la gestión del Plan Directo del Hidrógeno regional.

Aragón, referente a nivel europeo

Como sostiene Paños, «Aragón es un referente a nivel europeo, y mundial, en cuanto a investigación de los diferentes usos del hidrógeno en la industria, el transporte, etc. pero también en aplicación de esa investigación a nivel industrial, es decir, en la conversión y adaptación de industrias existentes para que puedan fabricar las máquinas y componentes que producen, transforman y/o distribuyen el hidrógeno para sus diferentes usos».

En este sentido, la capacidad de producir hidrógeno verde muy competitivo gracias a un mix energético en el que las energías renovables están muy presentes es uno de los puntos fuertes de la región. Además, como señala Fernando Palacín, director de la Fundación Hidrógeno Aragón, «también es determinante nuestra apuesta de más de 20 años por el uso industrial del hidrógeno por la fabricación de equipos y componentes para poder hacerlo, así como por el conocimiento y a investigación e innovación relacionados. La comunidad lleva también mucho tiempo identificando barreras en campos como el regulatorio, normativo, de creación de talento o de difusión y sensibilización que hoy son imprescindibles, así que este camino ya andado también juega a su favor».

Fundación Hidrógeno Aragón

La Fundación Hidrógeno Aragón es un centro de investigación de carácter privado y sin ánimo de lucro que tiene como objetivo promocionar la utilización del hidrógeno como vector energético no sólo para descarbonizar la industria, sino también para aportar valor añadido a otros en sus necesidades de reindustrializarse, mejorando su competitividad. «Ahora que proliferan los proyectos de hidrógeno y sabemos que, pasada esta efervescencia, no todos van a llegar a término, somos conscientes de que esa apuesta por el enfoque de la creación de la tecnología desde la industria aragonesa que hemos hecho en Aragón es clave, como demuestra el hecho de que varias de nuestras pymes están liderando internacionalmente a España la fabricación y el despliegue de bienes de equipo relacionados con el hidrógeno», subraya Palacín.

Precisamente, uno de los socios fundadores de la Fundación Hidrógeno Aragón es Endesa que, a través de su filial de renovables Enel Green Power, acometerá la instalación en La Zaida para la que contará con 15 millones. También en la región Endesa tiene un proyecto de hidrógeno incluido en los denominados Proyectos Importantes de Interés Común Europeo para instalar un electrolizador de 7,2 megavatios en Alfajarín para abastecer de gas renovable a Industrias Químicas del Ebro.

«En el caso de la industria, el hidrógeno verde puede sustituir totalmente su contraparte contaminante (hidrógeno gris) utilizada actualmente en algunos procesos químicos. Además, el hidrógeno verde puede llegar a sustituir combustibles derivados de los hidrocarburos en procesos que requieren altas temperaturas y donde la electrificación no es una alternativa válida», indican desde la compañía.

Corredor del Hidrógeno del Ebro

Llamado a convertirse en un elemento decisivo para facilitar la transición energética en el ámbito industrial y, por lo tanto, en el conjunto de la economía , el hidrógeno es una fuente de competitividad para las empresas y de atracción para las inversiones.

En este contexto, uno de los proyectos más destacados es el Corredor de Hidrógeno del Ebro que busca potenciar la coordinación interterritorial entre las iniciativas regionales que ya se encuentran en marcha en el noreste de España. Así, aglutina el Valle del Hidrógeno de Aragón (Iniciativa GetHyGA), el Corredor Vasco del Hidrógeno (BH2C), el Valle del Hidrógeno de Cataluña (H2ValleyCat) y la Agenda Navarra del Hidrógeno Verde. «En estos momentos no hay en la Unión Europea una iniciativa como esta, que involucra a cuatro regiones punteras en diferentes aspectos complementarios entre ellos y a una gran iniciativa privada», recuerda Palacín.

Aragón, abanderada española del hidrógeno

Esta es sólo una muestra del papel clave que juega Aragón en el despliegue de esta tecnología que es fundamental para la descarbonización de cierto procesos industriales en lo que la electrificación no es una solución viable. Así, en la próxima COP28, que tendrá lugar desde el 30 de noviembre hasta el 12 de diciembre en Dubai, la región va a tener presencia como abanderada española del hidrógeno.

«Aragón es ya la presentación de todas las regiones europeas en el Regional Pillar de Hydrogen Europe debido a su posición de liderazgo y a nuestro elevado nivel técnico y a los logros obtenidos transfiriendo a la innovación industria. Vamos a representar a la Unión Europea en la COP28 exponiendo no sólo lo que hace nuestra región sino como la UE apuesta por el hidrógeno a través de instrumentos como la plataforma de especialización inteligente S3 Hydrogen Valleys Partnership que nuestra comunidad lidera junto con Normandía, Auvergne Rhone-Alpes y el Norte de Holanda», destaca Paños.

Cabe recordar que Aragón fue pionera en España a la hora de comenzar a trabajar en esta tecnología y, como subrayan desde Endesa, «se ha convertido por derecho propio en el principal referente español en el ámbito del hidrógeno».

Fuente: El Economista

hidrógeno verde como alternativa para la descarbonización de Colombia

Hidrógeno verde: una alternativa para descarbonizar a Colombia

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

Colombia espera reducir sus emisiones de CO2 en un 51% para 2030 y el hidrógeno verde es una alternativa para conseguirlo.

Como parte de un compromiso de apoyar a las naciones a cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible instaurados en 2015 por la Organización de las Naciones Unidas y para mitigar los efectos de cambio climático que enfrenta actualmente el mundo, diversas compañías han modificado sus métodos de producción y se están volcando a energías renovables que producen menor cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero.

El uso de paneles solares, las energías eólicas que aprovechan la abundancia del viento y la energía hidroeléctrica que se genera a través del movimiento del agua son algunas de ellas.

El potencial del hidrógeno verde

Hace unos años, las empresas vieron, también, un enorme potencial en el hidrógeno verde debido a que «se consigue sin emitir CO2 en su generación y producción», como explica la Universidad de Los Andes en su entrevista académica.

El hidrógeno verde es, además, una molécula abundante que se encuentra en diferentes recursos naturales como el agua y, aunque producirlo todavía resulta costoso, se viene posicionando como una de las grandes apuestas de millones de compañías alrededor del planeta en su camino hacia la carbono-neutralidad.

Por el momento, el 3% de la producción de hidrógeno mundial es verde, según señala el Observatorio de Energía y Desarrollo Sustentable y se concentra principalmente en Países Bajos, Alemania, China, Arabia Saudita, Chile y Australia. En este último se sitúa al «Asian Renewable Energy Hub», uno de los centros más importantes y exitosos en la creación de hidrógeno verde, donde se espera producir en el futuro 1,6 millones de toneladas.

Colombia ha dado pasos en este sentido gracias a iniciativas de carácter privado. El pasado 24 de julio, las Empresas Públicas de Medellín (EPM) presentaron su Hub de Hidrógeno, una enorme apuesta que busca combatir el cambio climático a través de la generación de conocimiento alrededor del beneficio de extraer esta energía renovable.

«Nuestro Hub quiere convertirse en un articulador de conocimiento del Hidrógeno que permita potenciar capacidades y promover su transferencia para la producción de energías limpias, que contribuyan al cuidado ambiental y la descarbonización del planeta», indicó Jorge Carrillo, gerente general de EPM.

Producir y exportar hidrógeno verde colombiano

Además de reportar avances significativos para el país en materia de transición energética y ayudar a cumplir los ODS, EMP quiere ingresar a los mercados europeos y asiáticos exportando hidrógeno verde para contribuir en el camino hacia las cero emisiones y atender la demanda internacional que, se estima, podría superar los 500 millones de toneladas hacia 2050.

En conjunto con su filial Aguas Nacionales, EPM está desarrollando un proyecto piloto para producir esta energía renovable a partir de electrólisis, es decir, utilizando electricidad para separar el oxígeno y el hidrógeno que se encuentran en las moléculas de agua, el cuál estará ubicado en la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) Aguas Claras, en Bello, Antioquía.

A finales de 2023 se tiene contemplada la generación de 5 kg de hidrógeno, el cuál será utilizado inicialmente en mezclas de biogás para interno, en lo que se constituye como un primer paso del Grupo EPM para la contribución de Colombia a la preservación de la vida en el planeta por medio del hidrógeno.

Fuente: El País

iniciadas las obras del primer hidrogenoducto

Iniciadas las obras del primer hidrogenoducto en España que inyectará de forma pionera hidrógeno verde en la red de gas natural

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

Con una inversión superior a los 3 millones de euros, el hidrogenoducto conllevará una reducción de emisiones de entre 1.265 y 3.829 Tn de CO2

Redexis, compañía integral de infraestructuras energéticas, ha puesto en marcha las obras del primer hidrogenoducto en España que vehiculará 100% hidrógeno verde para inyección en red de transporte de gas natural en la isla de Mallorca, enmarcado dentro del proyecto Green Hysland, y que prevén que finalizan a principios de 2024.

Con una inversión superior a los 3 millones de euros, el hidrogenoducto conllevará una reducción de emisiones de entre 1.265 y 3.829 Tn CO2, lo que ayudará a cumplir con los objetivos de descarbonización y permitirá una economía más limpia y circular, siendo un paso muy relevante en el avance hacia una sociedad de cero emisiones.

A través de 3,2 kilómetros de longitud entre la posición de descarga a la que llegarán los tubetrailers que salen de Lloseta y el punto de inyección, el hidrogenoducto vehiculará el hidrógeno renovable y tiene previsto inyectar en su etapa inicial hasta 190 Tn/año de higrógeno (6 GWh/año), pudiendo llegar hasta las 575 Tn/año (20 GWh/año). Esto beneficiará positivamente a más de 115.000 hogares y 2.000 consumidores terciarios e industriales, que podrían disfrutar de un combustible sostenible y 100% renovable.

Redexis, primera compañía en España que recibe la autorización del MITECO

Redexis ha sido la primera compañía en España que ha obtenido por parte del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico (MITECO) la autorización administrativa y de ejecución para realizar la instalación del sistema de inyección de hidrógeno verde en la posición de uno de sus gasoductos de transporte primario, en concreto el situado en San Juan-Cas Tresorer-Son Reus, en la isla de Mallorca. Será la primera instalación de inyección de hidrógeno renovable autorizada en el sistema gasista español. Permitirá inyectar este vector en la red de gas natural que suministra a toda la isla de Mallorca, compuesta a su vez por más de 160 km de gasoductos y 1.150 km de redes de distribución.

Para Fidel López Soria, CEO de Redexis, «este hidrogenoducto supondrá un avance importante en los proyectos de descarbonización nacionales y europeos, así como el acercamiento del hidrógeno a segmentos como el industrial, el terciario y el doméstico. Para nosotros, es un hito muy relevante que responde al desarrollo de la descarbonización en España».

Esta infraestructura se enmarca en el proyecto de subvención europea Green Hysland, conformado por más de 30 organizaciones, empresas y centros tecnológicos, entre los que se incluye Enagás Renovable y Acciona Energía. La Unión Europea, a través de la Clean Hydrogen Partnership ha comprometido 10 millones de euros para apoyar el despliegue de las infraestructuras necesarias para convertir el ecosistema del hidrógeno renovable de Mallorca en realidad en el periodo 2021-2025, y reúne todos los elementos centrales de la cadena de valor del hidrógeno a través de la producción, la infraestructura de transporte y distribución y el uso final del hidrógeno renovable.

Una compañía con un modelo de negocio sostenible y responsable con el entorno

Redexis es una compañía de infraestructuras energéticas que cuenta con un modelo de negocio sostenible y responsable con el entorno, comprometida con la transición energética y el desarrollo económico. La compañía se centra en la operación y mantenimiento de redes de transporte y distribución de gas natural y GLP, así como en la eficiencia energética, movilidad y en el desarrollo de proyectos de gases renovables como el biometano o el hidrógeno verde, contribuyendo así a la descarbonización.

En 2023, el Índice de Sostenibilidad e Infraestructuras GRESB le otorgó nuevamente la máxima calificación de cinco estrellas en materia ESG (Environmental, Social and Governance), consiguiendo un total de 95 puntos sobre 100; obtuvo el resultado «Advanced» en el rating de Sostenibilidad y RSC de Moody’s ESG Solutions.

Fuente: El Periódico

proyectos de hidrógeno

La cartera mundial de hidrógeno se acerca a los 1.200 gigavatios y Sudamérica lidera los nuevos proyectos

Creado por Sin categoría Sin Comentarios

El hidrógeno tiene un potencial transformador como acelerador de la transición energética. Al sustituir a los combustibles fósiles en sectores que de otro modo serían incapaces de descarbonizarse, como la industria pesada y el transporte, el hidrógeno puede ser una herramienta vital para eliminar obstáculos clave en el camino hacia el Net Zero. A medida que se acerca 2050, aumentan los esfuerzos para ampliar la economía del hidrógeno y hacer realidad su potencial. Esto comienza con la producción: la capacidad de los proyectos de electrolizadores en desarrollo en todo el mundo ha aumentado a 1.190 GW, según muestra la última edición de la base de datos mundial de electrolizadores de Aurora Energy Research.

La cartera mundial de hidrógeno a aumentado un 6% desde la edición anterior de la base de datos de Aurora Energy Research, publicada en abril de 2023

La cartera de proyectos ha crecido en 66 GW, o un 6%, desde la edición anterior de la base de datos, publicada en abril de 2023, frente a un aumento del 18% en los seis meses anteriores. Sin embargo, el desarrollo de proyectos que han superado la fase inicial de planificación se está acelerando: la capacidad total asciende ahora a 182 GW, con un crecimiento de 48 GW (32%) desde abril de 2023, frente al 28% de aumento registrado en los seis meses anteriores.

Las incorporaciones a la cartera de proyectos desde abril de 2023 ponen de manifiesto la creciente globalización de la economía emergente del hidrógeno. Sudamérica representa la mayor parte de los proyectos añadidos gracias al nuevo proyecto Amigos del Verano, de 25 GW, en Chile, que ya ha superado la fase inicial de planificación. Oceanía ocupa el segundo lugar: los promotores han anunciado 20 GW de proyectos de electrolizadores en la región desde abril de 2023, desplazando el centro de atención de Norteamérica, que lideró las adiciones en la versión anterior de la base de datos. Aunque Europa sigue siendo la ubicación más popular para los proyectos de electrolizadores en general, la cuota de la región en la cartera de proyectos ha caído al 46%, desde el 56% en abril de 2023.

El futuro de la fabricación de electrolizadores

Aurora calcula que la capacidad mundial de fabricación de electrolizadores alcanzará los 59 GW/año en 2025, lo que supone un aumento del 23% desde abril de 2023. La capacidad acumulada en todo el mundo permitiría a los fabricantes producir 506 GW de electrolizadores para 2030, superando con creces los 315 GW de electrolizadores necesarios para entregar la actual cartera de proyectos. La capacidad de fabricación fuera de Europa sigue en camino de superar la capacidad europea para 2025. La cuota de Europa en la producción total caerá del 58% en 2024 al 47% en 2025, según muestra la base de datos de Aurora.

A pesar del dominio cada vez menor de Europa en los proyectos y la fabricación de electrolizadores, la región sigue a la cabeza en la entrega de proyectos. La capacidad operativa de electrolizadores en todo el mundo es de sólo 790 MW, equivalente a menos del 3% de la demanda media de electricidad sólo en el Reino Unido, y la financiación es una limitación clave para el crecimiento futuro. Las ayudas públicas son vitales para que los promotores puedan llevar a cabo sus proyectos, y las administraciones de toda Europa están incrementando su dotación. Los planes de subasta previstos en la región van por buen camino para obtener 2,5 GW de hidrógeno de aquí a 2025. Los próximos seis meses serán cruciales: está previsto que los gobiernos anuncien ayudas para más de 400 MW.

Cambio a nivel mundial

Anise Ganbold, directora de Investigación sobre Hidrógeno de Aurora Energy Research, comentó: «De la última edición de la base de datos de electrolizadores de Aurora se desprende claramente que se está produciendo un cambio global en el mercado de hidrógeno, en el que los megaproyectos de más de 10 GW de capacidad ocupan un lugar central. La oleada de anuncios de proyectos en Sudamérica en los últimos seis meses subraya esta tendencia y marca un cambio significativo respecto al tradicional dominio de Europa».

A lo que Dilara Caglayan, experta principal en hidrógeno en Europa de Aurora Energy Research, añadió: «En los últimos meses hemos asistido a una oleada de proyectos de electrolizadores en fase de desarrollo, impulsados por las subvenciones en EEUU y Europa. Los planes de apoyo desempeñarán un papel crucial en la expansión del hidrógeno en el mercado y, con las próximas subastas en Europa antes de finales de año, esperamos que muchos más proyectos se aceleren en un futuro próximo».

Fuente: El Periódico de la Energía

Hidrógeno verde de Alemania

Alemania inundará su industria con hidrógeno verde procedente de una quincena de países europeos

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

Para 2030, se espera que la escala de la demanda de hidrógeno verde de Alemania equivalga a alrededor de 90 a 110 teravatios hora (TWh)

Tras el estallido de la guerra de Ucrania, Alemania ha tenido que acelerar su desconexión energética de Rusia y busca la manera de diversificar la llegada de diferentes fuentes de energía sostenibles a su territorio para, además, avanzar en la transición energética. Es por esto por lo que tiene en el punto de mira al hidrógeno verde y cuenta con más de 6.000 millones de euros proyectados en interconexiones de hidrógeno con un total de 16 países que conforman el Viejo Continente.

Como país altamente industrializado, Alemania depende de las fuentes de energía gaseosa y líquida como parte importante de su sistema energético, que seguirán siendo indispensables a largo plazo en varios ámbitos de su industria y el transporte. Sin embargo, dada la tendencia hacia objetivos climáticos más ambiciosos, necesita alternativas a largo plazo, respetuosas con el medio ambiente, a los combustibles fósiles como el carbón, el petróleo y el gas, para que la transición energética sea un éxito.

Es por esto por lo que el hidrógeno se ha convertido en uno de los puntos fuertes del diseño del sistema energético del futuro del país, a través de la actualización de la Estrategia Nacional de Hidrógeno. Mediante el uso de hidrógeno renovable, las zonas de la industria que depende del uso de portadores de energía líquidos o gaseosos pueden reducir considerablemente sus emisiones de carbono.

Así, según refleja la última lista de Proyectos de Interés Común Europeo/Proyectos de Interés Mutuo, de la UE, a la que el Periódico de la Energía ha tenido acceso, Alemania pretende invertir más de 6.000 millones de euros en infraestructuras e interconexiones con un total de 16 países entre los que se encuentran España, Portugal, Francia, Dinamarca, Austria, Bélgica y Países Bajos, entre otros, para hacer llegar hidrógeno a su país.

Estrategia

Para 2030, se espera que la escala de la demanda de hidrógeno verde de Alemania equivalga a alrededor de 90 a 110 teravatios hora (TWh). De esta manera, a fin de promover el desarrollo de un mercado interno sólido, Alemania tiene previsto construir sus primeras plantas de generación de hidrógeno verde con una capacidad total de hasta 10 gigavatios para 2030, incluida la construcción de la infraestructura necesaria en tierra y en mar adentro. Además, este ambicioso objetivo corresponde a una demanda adicional de electricidad de fuentes renovables de 20 TWh.

No obstante, a fin de cubrir la demanda restante, Alemania va a necesitar socios fiables en materia de producción y transporte, así como sistemas de infraestructura para la cooperación e importación, especialmente en la UE. De ahí que se enfatice tanto dentro de la Estrategia Nacional en ello, y consideren que contar con socios y estructuras también brindará la oportunidad de ampliar el mercado energético interno europeo y de cooperar con los países en desarrollo que tienen altos niveles de radiación solar y viento.

Alemania busca así importar de esos países el valioso hidrógeno verde que necesita para aumentar su propia producción, pero para ello, su infraestructura nacional de gas tendrá que adaptarse para manejar el hidrógeno, otra cuestión que también se aborda en la Estrategia Nacional del Hidrógeno.

En cualquier caso, la actualización del plan del Gobierno germano da una señal importante de política industrial al mundo, fortaleciendo a Alemania como un lugar empresarial e industrial que ayuda a crear empleos preparados para el futuro.

Fuente: El Periódico de la Energía

Hito mundial: consiguen operar una turbina de gas de hidrógeno 100% renovable

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

El proyecto Hyflexpower demuestra que el hidrógeno se puede utilizar como medio de almacenamiento de energía flexible y que también es posible convertir una turbina eléctrica de gas existente para que funcione con hidrógeno 100% renovable.

Instalado en las instalaciones de Smurfit Kappa, líder mundial en embalajes de papel, en Saillat-sur-Vienne (Francia), el proyecto Hyflexpower consiste en producir, almacenar y reelectrificar hidrógeno 100% renovable. El hidrógeno se produce en un electrolizador de 1 MW in situ y luego se almacena en un tanque de casi una tonelada y se utiliza para alimentar una turbina de gas industrial Siemens Energy SGT-400.

El proyecto Hyflexpower demuestra que el hidrógeno se puede utilizar como medio de almacenamiento de energía flexible y que también es posible convertir una turbina eléctrica de gas existente para que funcione con hidrógeno 100% renovable. Por tanto, es un verdadero impulsor para acelerar la descarbonización de las industrias más intensivas en energía.

En 2022, una serie inicial de pruebas permitió que la turbina de gas industrial funcionara con un contenido de hidrógeno del 30%, mezclado con gas natural. Ahora, el demostrador de generación de energía a partir de hidrógeno ha demostrado que las turbinas de última generación con tecnología seca de bajas emisiones pueden funcionar con hasta un 100% de hidrógeno, así como con gas natural y cualquier mezcla intermedia.

Proyecto HyflexPower: generan electricidad con una turbina tras mezclar 70% de gas y 30% de hidrógeno.

Ya es una realidad

El consorcio HyflexPower incluye Siemens Energy, ENGIE a través de su filial ENGIE Solutions, Centrax, Arttic, el Centro Aeroespacial Alemán (DLR) y cuatro universidades europeas.

Aprovechando la promesa del demostrador HyflexPower, está previsto ampliar el consorcio para incluir miembros adicionales. Después de haber probado HyflexPower para la producción de electricidad, el objetivo ahora es ampliar su funcionamiento a la producción de calor industrial y modos operativos adicionales. También está previsto explorar formas de ampliar y comercializar la generación de electricidad descarbonizada.

HyflexPower ha recibido una financiación sustancial del Programa Marco de Investigación e Innovación Horizonte 2020 de la Unión Europea.

Como líder del consorcio, Siemens Energy suministró el electrolizador para la producción de hidrógeno y desarrolló la turbina de gas de hidrógeno. ENGIE construyó la producción, el almacenamiento y el suministro de hidrógeno para el demostrador. Centrax fue responsable de la actualización del paquete para garantizar un funcionamiento seguro con combustible de hidrógeno. El Centro Aeroespacial Alemán (DLR) y las universidades de Lund (Suecia), Duisburg-Essen (Alemania) y University College London (Reino Unido) contribuyeron al desarrollo de la tecnología de turbinas de hidrógeno. Arttic apoyó la gestión operativa del proyecto, mientras que NTUA en Atenas (Grecia) llevó a cabo el análisis económico, ambiental y social del concepto.

Experiencia única

«El conocimiento y la experiencia adquiridos en el proyecto HyflexPower, donde instalamos la primera turbina de gas que funciona 100% con hidrógeno, nos ayudarán a continuar desarrollando toda nuestra flota de turbinas de gas para un futuro basado en hidrógeno», afirma Karim Amin, miembro de la junta ejecutiva de Siemens Energy.

«En ENGIE, estamos muy orgullosos de esta primicia mundial. El proyecto HyflexPower es notable por muchas razones: por la colaboración excepcional que ha permitido entre varios socios europeos, por las tecnologías de futuro que ha probado y por las prometedoras perspectivas que ofrece. Se abre para el uso del hidrógeno renovable en los sectores industriales más difíciles de descarbonizar. Esperamos continuar este trabajo decisivo para el futuro de la industria descarbonizada con nuestros socios», afirma Frank Lacroix, vicepresidente ejecutivo de ENGIE a cargo de Soluciones Energéticas.

«Estamos orgullosos de que nuestra fábrica de papel de Saillat haya sido la anfitriona de este proyecto porque probar tecnologías nuevas y emergentes, como el hidrógeno, se alinea con nuestras estrategias de descarbonización y nuestro viaje hacia un Planeta Mejor 2050. El anuncio de hoy es un gran hito que nos coloca en una buena posición», dice Garrett Quinn, Director de Sostenibilidad de Smurfit Kappa.

Fuente: El Periódico de la Energía

El hidrógeno se prepara para ser clave en el futuro propulsado por el desarrollo tecnológico e industrial

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

El hidrógeno, el vector energético de la descarbonización

El hidrógeno, el vector energético de la descarbonización. Es uno de los vectores llamados a contribuir a la descarbonización del mix por su limpieza y eficiencia. Sin embargo, precisa todavía de un mayor despliegue que permita abaratar sus costes de producción.

Un sustituto de cero emisiones para el gas natural en los ámbitos domésticos e industrial y para los derivados del petróleo en la automoción. El gran aliado de las renovables gracias a su capacidad de almacenamiento. Un generador de riqueza y empleo que por fin desbloqueará la transición hacia una economía más sostenible. Todas esas bondades y predicciones sobre el hidrógeno verde son 100% ciertas, pero habrá que tener paciencia hasta que se convierta en el vector energético de la descarbonización.

Hay que tener en cuenta que la tecnología que se emplea para generar hidrógeno verde está todavía en unas fases de desarrollo muy incipientes. Por tanto, abaratar los costes de producción es todavía complicado, lo que repercute también en el precio final que pagan los consumidores. Algunos expertos, los más optimistas, esperan que este abaratamiento se produzca durante la actual década. Sin embargo, otros que también conocen bien el nivel de despliegue del hidrógeno renovable opinan que el proceso será algo más largo de lo previsto.

El precio del hidrógeno verde

«Entre 2030 y 2035 se comenzará realmente a reducir el precio del hidrógeno verde», afirma José Ignacio Zudaire, presidente del Corredor Vasco del Hidrógeno (BH2C) y directivo de Petronor, filial del Grupo Repsol. Ese abaratamiento llegará, en su opinión, como consecuencia del siguiente proceso: «Además de la reducción de costes en toda las etapas de producción, el precio de la tonelada de emisiones de dióxido de carbono es cada vez mayor. Por tanto, el uso de hidrógeno gris o de derivados del petróleo será cada vez menos rentable y el precio del hidrógeno verde se acercará al de estos combustibles».

Según los datos que maneja Zudaire, «el hidrógeno verde triplica el precio del gris, que ahora se sitúa entre 2,5 y 3 euros por kilo». Una diferencia abismal cuya reducción sólo se puede acelerar más, a su juicio, con la siguiente fórmula. «Una política de ayudas públicas que aporten el empuje y la confianza necesaria, permitiendo un desarrollo tecnológico e industrial alrededor de esta nueva economía del hidrógeno para que genere retorno y valor añadido».

Inversión

El actual Gobierno en funciones es consciente de la importancia que tiene el apoyo administrativo para acelerar este proceso. Está realizando una fuerte apuesta por este vector energético. De hecho, desde la publicación de la Hoja de Ruta del Hidrógeno (dentro del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de 2020), esta apuesta ha ido subiendo. «El Miteco ha comunicado a la UE, a través del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, la intención de ampliar el presupuesto del hidrógeno en 1.500 millones. La UE ha aceptado, pasando el presupuesto de 1.555 a 3.055 millones para invertir durante los próximos cuatro años». Recapitula Javier Brey, presidente de la Asociación Española de Hidrógeno (AEH2).

Proyectos pioneros

Con el objetivo de desatascar la producción de hidrógeno renovable, el Miteco ha repartido esta potente inversión en varias líneas de ayudas conocidas como H2 Pioneros. La primera convocatoria otorgó 150 millones a 19 proyectos con viabilidad comercial de generación y consumo local de hidrógeno renovable en la industria, el transporte pesado y otros sectores de difícil descarbonización. La segunda, cuyo plazo se cerró el pasado 31 de julio, espera repartir la misma cantidad. Entre los criterios de adjudicación se ponderará la participación de pymes, la reducción de emisiones, la economía circular, la creación de empleo y la igualdad de género.

A estos dos paquetes de ayudas hay que sumarle otros cuatro enmarcados en la iniciativa H2 Cadena de Valor, dotados con un total de 250 millones de euros. Estas subvenciones están pensadas para financiar proyectos destinados a impulsar el conocimiento técnico y la capacidad productiva mediante el desarrollo de avances tecnológicos.

Generación de empleo y riqueza

Con todo esto, apunta Brey, «se espera que en España se generen 85.000 nuevos empleos alrededor de toda la cadena de valor del hidrógeno hasta 2030». De hecho, como recuerda, hay pocos países con unas condiciones similares para explotar las ventajas del hidrógeno verde. Principalmente, por tres motivos: «España tiene un gran potencial renovable que permitirá incluso exportar. Centros de investigación que publican el 3,8% de los artículos divulgativos sobre el hidrógeno del mundo y una industria con un importante peso en el PIB».

Para aprovechar este potencial y el gran paquete de ayudas proporcionado por el Miteco, es indispensable un buen entendimiento entre Administración y tejido empresarial. Y según los datos que manejan en la AEH2, parece que todo va por buen camino. Esta entidad, que representa al sector del hidrógeno a nivel nacional, ha realizado recientemente un censo entre sus asociados. Entre ellos hay empresas, centros de investigación y algunas de las instituciones más activas en el impulso de esta tecnología. En total, ha contabilizado 123 proyectos, 35 de ellos integrados, con producción y uso, así como 10 valles de hidrógeno. «Los proyectos planteados para 2030 ascienden ya al potencial de 11 gigavatios. Se espera que se movilicen inversiones de 21.000 millones de euros en colaboraciones público-privadas, superando las predicciones de la Hoja de Ruta del Hidrógeno y el Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (Perte)».

Un combustible eficiente

Entre todas las aplicaciones posibles del hidrógeno, siempre se ha esperado que el primer gran impulso de este vector lo diese la automoción. Los vehículos propulsados por hidrógeno son ya una realidad y a nivel de fabricación no suponen una gran dificultad. Además, el hidrógeno como combustible puede ser tan eficiente como los derivados del petróleo. De hecho, tal como resalta Brey, «con un metro cúbico de agua, se produce el hidrógeno suficiente como para que un vehículo tenga combustible para un año». Y no sólo eso, ya que, además, «un kilo de hidrógeno puede desplazar un turismo básico a lo largo de 120 kilómetros».

Sin embargo, éste ha sido uno de esos casos en los que, según Brey, se ha generado «un círculo vicioso» alrededor de esta tecnología. «Se esperaba que hubiese 150 estaciones de servicio en 2030 y, sin embargo, el censo de proyectos de AEH2 sólo recoge por el momento 34. Nadie va a instalar puntos de repostaje si no hay coches de hidrógeno y viceversa».

Es precisamente ahí donde entran de nuevo en juego los proyectos integrados. Estos proyectos tienen en cuenta desde su concepción las aplicaciones de uso relacionadas con la movilidad y la automoción. Por ejemplo, el BH2C ha llegado a un acuerdo con el fabricante vasco Irizar para desarrollar un prototipo de autobús de largo recorrido. Su autonomía ascenderá a los 1.000 kilómetros con una sola carga.

Miguel Ángel Fernández, gerente del Centro Nacional de Hidrógeno, cree que la solución para desbloquear el círculo vicioso del que habla Brey está, en abaratar los costes de producción y que eso repercuta en el bolsillo del ciudadano. «El objetivo es conseguir unos niveles de precio para el usuario inferiores a los de l gasolina y el diésel. Y que el coste del kilómetro sea similar al del eléctrico, de entre 1,5 y 2 euros a los 100 kilómetros».

Por todo esto, el hidrógeno puede ser el vector energético de la descarbonización.

Fuente: El Mundo

Una agenda verde común

Creado por Sin categoría Sin Comentarios

Si bien Europa cuenta con una mayor capacidad tecnológica y financiera, América Latina tiene elevados índices de radiación solar y las condiciones climáticas relativamente estables que reducen la intermitencia y permiten generar electricidad a menor costo.

A primera vista ,Europa y América Latina y el Caribe son dos regiones disímiles con poco espacio para la acción conjunta. Hay una brecha abismal en los niveles de ingreso por habitante, mientras que el comercio exterior entre las dos regiones es mínimo: solo el 5% de las importaciones de la Unión Europea provienen de la región y está concentrado en pocos países como Brasil y México.

En términos de la agenda verde, también existen grandes asimetrías. Las emisiones históricas de gases efecto invernadero en América Latina y el Caribe son una fracción de las europeas. La matriz energética latinoamericana ha sido históricamente más limpia, debido al mayor porcentaje de fuentes renovables. Más importante aún, la región tiene un mayor nivel de exposición, y menos capacidad de adaptación, frente a las consecuencias del cambio climático.

Como se evidenció en la reciente reunión de ministros de Finanzas de la UE y de América Latina y el Caribe, convocada por el gobierno de España y CAF-banco de desarrollo de América Latina y el Caribe, existen grandes diferencias en la coordinación de las políticas estatales. Mientras que la Unión Europea cuenta con la capacidad de adoptar estrategias comunes, la región carece de mecanismos efectivos de coordinación. Esto es especialmente notorio en el campo las políticas climáticas.

Dadas estas notables diferencias, los relanzamientos de las relaciones entre América Latina y el Caribe y la Unión Europea enfrentan un comprensible escepticismo a ambos lados del Atlántico. Sin embargo, la actual alineación de intereses puede constituir un punto de inflexión en materia de cooperación. Dos regiones que comparten valores democráticos y defienden el multilateralismo, como siempre se ha dicho, están ahora genuinamente preocupadas por la amenaza que representa el cambio climático.

Por ello, la alianza para avanzar en la agenda para la descarbonización de las economías representa una oportunidad única de colaboración.

Esbozar algunas ideas en esta dirección es parte de un trabajo reciente que realizamos con Pierpaolo Cazzola en la Universidad de Columbia.

Si bien Europa cuenta con una mayor capacidad tecnológica y financiera, América Latina tiene elevados índices de radiación solar y las condiciones climáticas relativamente estables que reducen la intermitencia y permiten general electricidad a menor costo. La región tiene el potencial de aumentar en más de un 460% su capacidad de energía solar y eólica hacia 2030. Europa, por su parte, puede desarrollar la producción de equipos, como los paneles solares, algo en lo que China ostenta una ventaja actual.

Transformar las energías limpias en productos con una baja huella de carbono, con valor agregado, es el objetivo de América Latina y el Caribe.

Un buen ejemplo es el hidrógeno verde, algo para lo cuál la UE ya se comprometió con 2.000 millones de euros para apoyar su producción en Brasil. Otros países de la región desean hacer parte de los «corredores de suministro de hidrógeno» de la UE.

La electrificación del transporte es otra área de atractiva para la colaboración. América Latina es un aliado natural para el suministro de minerales requeridos para la producción de baterías y otros componentes. Europa podría transformar sus plantas de producción de automóviles con motores de combustión interna ubicadas en México, Brasil, Argentina y Colombia en fábricas para la producción de vehículos eléctricos, comenzando por los autobuses y vehículos de dos y tres ruedas. Santiago de Chile y Bogotá son las dos ciudades, fuera de China, con mayor flota de buses eléctricos del mundo.

Por otra parte, la región puede desempeñar un papel estratégico en el suministro confiable de gas natural licuado (GNL) para Europa. Además de Perú y Trinidad y Tobago, otros países de la región podrían convertirse en explotadores de GNL a lo largo de la década. El aumento de la producción de fertilizantes, algo en lo que el canciller alemán ha puesto énfasis, es otra posibilidad basada en las reservas de gas natural.

Entre los temas polémicos, el Mecanismo de Ajuste en Frontera por Carbono (CBAM, por sus siglas en inglés) es quizá el mayor obstáculo para la alianza transcontinental.

Europa debe tener en cuenta la capacidad de pago para fijar el precio del carbono aplicable y moderar el impacto de la implementación del CBAM en las exportaciones de América Latina y el Caribe. Se requiere un acuerdo político para la aplicación de precios del carbono equivalentes a los de la UE en los países de la región se haga gradual y progresivamente.

Otro área de tensión puede surgir de diferencias respecto al ritmo de transición verde en la agricultura. Más que restricciones a los productos agrícolas latinoamericanos, que afectarían la seguridad alimentaria global y comprometerían el ingreso de millones de productores de la región, los esfuerzos de cooperación deberían centrarse en inversiones para mejorar el rendimiento de los cultivos y aplicar prácticas de gestión ganadera más sostenibles y eficientes, para garantizar un uso más eficaz de la tierra y reducir así la necesidad de ampliar las fronteras agrícolas. El compromiso de la UE con la reducción de la deforestación debe contribuir a que los países de América Latina y el Caribe con extensos bosques tropicales puedan implementar políticas asequibles, escalables y trazables para reducir las emisiones relacionadas con el uso del suelo.

Por último, el acceso a recursos financieros con un menor costo para los países de América Latina y el Caribe es una necesidad transversal para avanzar en los distintos frentes para lo cual debe fortalecerse la presencia de la banca de desarrollo europea en América Latina y el Cribe.

En conclusión, las oportunidades para una agenda mutuamente beneficiosa deben ir más allá del papel de la región como proveedor de materias primas para la UE, al tiempo que sus desafíos de desarrollo deben abordarse adecuadamente.

Fuente: El País. América Futura

Lhyfe mira a España para impulsar el hidrógeno verde en alta mar con eólica marina

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

La francesa ha desarrollado Sealhyfe, un proyecto piloto de 400 kg de H2 diarios con cero CO2 en la costa de Saint-Nazaire. Aterrizará en el país en 2025-2026

No es solo producir hidrógeno verde, es hacerlo en alta mar. «Este es el gran desafío que nos espera», admite Matthieu Guesné, CEO y fundador de Lhyfe. A unos 20 kilómetros de la costa de Le Croisic, al noroeste de Francia, aparece un enorme molino flotando en mitad de la nada junto a una plataforma amarilla. La torre eólica utiliza la energía del viento para generar la electricidad que alimenta la estructura encargada de producir hidrógeno a través de electrólisis de agua desalinizada. En cifras, esta máquina tiene la capacidad de producir hasta 400 kg de hidrógeno verde renovable al día, o el equivalente a 1 MW de potencia.

Se trata del proyecto Sealhyfe, la primera planta offshore del mundo vinculada a un parque eólico. Y no será la última, así lo aseguran desde Lhyfe, la empresa francesa responsable de esta iniciativa. Bélgica o Alemania son otros países donde la compañía pretende instalar estas infraestructuras marítimas para generar hidrógeno con cero emisiones. También en España, donde tienen previsto aterrizar en 2025 o 2026. «En 2030 tendremos plantas por todas las costas de Europa», vaticina Franz Pieter Lindeboom, director de Lhyfe en España. El reto es grande, o más bien el sueño de su fundador, Matthieu Guesné: «Descarbonizar el planeta».

Un mundo más respirable

Con esta idea nació en 2017 esta compañía con sede en Nantes. En 2021, Lhyfe abrió en Bouin (Vendée) su primera planta de producción a gran escala de hidrógeno renovable destinado a los sectores de movilidad y transporte y a los productores industriales de compuestos químicos, acero y vidrio. Fue la primera interconectada con un parque eólico. «Ahora somos uno de los operadores más avanzados de Europa, con 93 proyectos diferentes y una cartera de más de 4,8 GW en capacidad instalada total», explica el CEO. En otras palabras, son capaces de generar 1.620 toneladas de hidrógeno verde al día. Para 2030 aspiran a llegar a una producción de 9,8 GW. Tras un programa de investigación iniciado en 2019, en septiembre de 2022 lanzaron Sealhyfe.

Condiciones extremas

«El electrolizador no está hecho para funcionar en el océano», detalla María Pardo, directora financiera de Lhyfe. La plataforma Sealhyfe se encuentra aislada en mitad del mar, golpeada por las olas y las tormentas en un ambiente corrosivo, expuesta a la oxidación y cuya operación se debe hacer totalmente en remoto. El objetivo es «demostrar que en un ambiente hostil marino se puede producir hidrógeno de forma eficiente sin degradar los estándares de calidad», apunta Pardo. No obstante, «Sealhyfe es un experimento, no se comercializará», aclara la directora financiera de la compañía.

La meta es demostrar que en un ambiente hostil se puede producir hidrógeno de forma eficiente

Tormentas, oxidación, aislamiento… ¿Por qué en alta mar? «En offshore generas 11 veces más energía que la que se genera en tierra», expone Antoine Hamon, director de operaciones de la empresa. Además del viento constante, desde la empresa destacan a ventaja de instalar estas estructuras frente a la costa sin las limitaciones de espacio y problemas de escasez de agua del continente. «Hasta ahora, nadie a producido hidrógeno en el mar, esto es para demostrar que es posible», concluyen. «Sin embargo, aún tenemos que pasar varias etapas», advierte Pardo. «El siguiente paso es hacer un proyecto de 10 MW en Bélgica, pero en ese el objetivo no es experimental, es operación y negocios», indica.

La empresa, con una cartera superior a 4,8 GW, también espera entrar en Bélgica y Alemania

Las pruebas de Sealhyfe finalizan ahora, después de un año, y permitirán a la compañía desarrollar y operar plataformas de producción de hidrógeno renovable en alta mar en estructuras fijas existentes o en cimentaciones flotantes. Entre 2030 y 2035, la producción offshore podría representar una capacidad instalada adicional de alrededor de 3 GW para la firma. La Unión Europea ha puesto el listón alto: producir 10 millones de toneladas al año de hidrógeno renovable para 2030.

Fuente: CincoDías

El futuro de la energía pasa por el hidrógeno verde.

Creado por Hidrogeno Verde Sin Comentarios

El hidrógeno verde desempeña un papel clave en la transformación energética y el impulso de la transición hacia fuentes de energía más limpias y respetuosas con el medio ambiente.

La emergencia climática y la necesaria descarbonización obligan a introducir nuevas estrategias y modelos productivos ecológicos como la generalización del uso del hidrógeno verde. Esta solución energética no es contaminante por sí misma, por lo que se presenta como la alternativa más limpia y eficaz para sustituir las energías fósiles y reducir la emisión de dióxido de carbono.

Para conseguir el hidrógeno verde, es necesario un proceso químico conocido como electrólisis, que consiste en separar el hidrógeno del oxígeno que hay en el agua a través de electricidad obtenida por fuentes renovables.

Energía verde versátil y almacenable

Una de las principales ventajas del hidrógeno verde es su capacidad de almacenarse y su versatilidad para usarse en los sectores económicos. Más allá de su utilidd en la automoción, también tiene aplicaciones en sectores industriales como la producción de acero, donde puede reemplazar los combustibles fósiles, o en la industria química para la producción de amoníaco verde, un fertilizante que apoyaría a la descarbonización de la agricultura.

Este fertilizante ya se produce en España a través de la planta de hidrógeno verde de Puertollano (Castilla La Mancha), la instalación en funcionamiento más grande de Europa que actualmente se encuentra en fase piloto. En este parque se genera hidrógeno verde que se transporta a una fábrica para producir el amoníaco sin contaminación.

El proyecto es el resultado de la colaboración entre Iberdrola y el fabricante de fertilizantes Fertiberia, quieres esperan en 2035 alcanzar las cero emisiones en este proceso de fabricación. De momento, con esta nueva instalación inaugurada el 13 de mayo de este año, la fábrica de Fertiberia ya ha logrado reducir un 10% las emisiones contaminantes emitidas al producir el fertilizante, pero la mayoría de la energía necesaria para fabricar el compuesto químico sigue siendo el hidrógeno gris, aquel que se genera a partir de las energias fósiles como el gas natural.

Los primeros pasos

Estas iniciativas pioneras en el sector son muy importantes porque juntar la producción y el consumo de hidrógeno permite crear microproyectos circulares que sirven para demostrar al resto del mercado, que el hidrógeno verde es competitivo.

El uso del hidrógeno verde todavía es muy residual. Los altos costes de producción y la gran demanda de energía renovable que requiere la electrólisis, frena el desarrollo de esta alternativa energética, que con inversión y financiación podría llegar en costes con las fósiles. Por ese motivo, la mirada ahora está puesta en apostar por usar el hidrógeno verde en aquellos sectores más difíciles de transformar, como la industria química de los fertilizantes.

España, potencial líder del sector

España es uno de los países con más opciones para convertirse en el líder europeo del hidrógeno verde. Hasta el momento se han invertido 21.000 millones de euros en el país para desarrollar proyectos e investigaciones científicas para esta alternativa energética. Esta cifra casi triplica las expectativas del Gobierno, que había señalado una meta de 8.900 millones en su Hoja de Ruta del Hidrógeno aprobada a mediados de 2020.

La Agencia Internacional de la Energía estimó el año pasado que España representaría la mitad del crecimiento de Europa en capacidad renovables dedicada a la producción de hidrógeno. Su posición estratégica y la importante red de fuentes de energías renovables que dispone le permiten partir con ventaja inicial a la hora de implantarse en la naciente economía del hidrógeno verde mundial. Una situación que no solo le daría independencia energética, también le abriría las puertas al mercado internacional como posible exportador.

Fuente: El Periódico